08 abril 2013

Hace 40 años Picasso se fue, su genialidad se quedó.

Hace 40 años Picasso se fue, su genialidad se quedó.
Pablo Diego José Francisco de Paula Juan Nepomuceno María de los Remedios Cipriano de la Santísima Trinidad Ruiz y Picasso (25/10/1881 - 8/04/1973), es el nombre completo del genial Pablo Picasso.
Pintor y escultor español considerado uno de los mayores artistas del siglo XX y creador, junto con Georges Braque y Juan Gris, del Movimiento Cubista.

Figura excepcional como artista y como hombre, Picasso fue protagonista y creador inimitable de las diversas corrientes que revolucionaron las artes plásticas del siglo XX, desde el cubismo hasta la escultura neofigurativa, del grabado o el aguafuerte a la cerámica artesanal o a la escenografía para ballets. Incansable y prolífico, pintó más de dos mil obras, presentes en museos y colecciones de toda Europa y del mundo. Su obra inmensa en variedad y talento, se extiende a lo largo de más de setenta y cinco años de actividad creadora, que el pintor compaginó sabiamente con el amor, la política, la amistad y un exultante y contagioso goce de la vida.

Breve biografía:
Hijo de hijo de José Ruiz, profesor de dibujo en la Escuela de Artes y Oficios y Director del Museo Municipal, y María Picasso, nació en en el nº 36 de la plaza de la Merced de Málaga.
A los diez años la familia se trasladó a La Coruña, ciudad en la que el padre de Picasso fue nombrado profesor del Instituto Da Guarda.
Cuatro años más tarde José Ruiz obtuvo una cátedra en la Escola d'Arts i Oficis de la Llotja de Barcelona, donde el joven Pablo fue admitido como alumno al resolver en un día los ejercicios de examen previstos para un mes, y la familia se instaló en Barcelona. En 1986, con tan sólo quince años, Picasso, instala su primer taller.

Por su obra 'Ciencia y caridad' (1988), obtiene una Mención Honorífica en la Gran Exposición de Madrid. Ese mismo año oposita al curso adelantado en la Academia de San Fernando, mientras sus trabajos, influenciados por El Greco y Toulouse-Lautrec, obtienen nuevas medallas en Madrid y Málaga, además realiza su primera muestra individual en Els Quatre Gats de Barcelona.
Finalmente, en el otoño del año 1900 hace una visita a París para ver la Exposición Universal.

Entre 1901 y 1907 se desarrollan la 'Etapa Azul' y la 'Etapa Rosa', caracterizadas por el uso de esos colores y por su temática con figuras sórdidas, aisladas, con gestos de pena y sufrimiento.
En 1902 expone su primera muestra parisiense en la galería de Berthe Weill, y en 1904 decide trasladarse definitivamente a la capital francesa.
Desde ese momento, rodeado de otros artistas, Picasso empieza su 'vorágine' artística.
En 1907 ve la luz 'Las señoritas de Aviñon', su primera y experimental obra cubista ante el asombro y escándalo de un nuevo estilo tan diferente que muy pocos entendieron. Se hablaba de deformidad, irreverente con los cánones pictóricos e insolente.
Sin embargo su audacia fue ganando adeptos lo que supuso exposiciones en Munich (1909) y en Nueva York (1911)

París fue su refugio durante mucho tiempo, pero los últimos años de su vida los pasó en el sur de Francia, trabajando en un estilo muy personal, con vivos colores y formas extrañas. Falleció a los 91 años en Mougins, Francia, en 1973, cuando preparaba dos exposiciones, demostrando su capacidad creativa hasta el final.
'Cuando yo era pequeño mi madre me decía: Si te haces soldado llegarás a general, si te haces cura, llegarás a ser Papa. En cambio de todo eso decidí ser pintor y me convertí en Picasso'

Gernica:
Cuando estalla la Guerra Civil, Picasso se sitúa inmediatamente a favor de la República.

El Gobierno pensó que era necesaria la colaboración de Picasso, como español y como el artista más valorado de la época. Para ello fue nombrado Director del Museo del Prado, puesto que aceptó encantado aunque nunca llegó a tomar posesión del mismo, y le pidió su participación en el Pabellón de la Exposición Internacional de París.
En enero de 1937 se le encargó una pintura mural que sería el eje fundamental del edificio. Picasso aceptó aunque durante mucho tiempo no supo cómo acometer el trabajo, nunca le habían gustado los encargos, ni había pintado cuadros de tales dimensiones, ni se había interesado por el arte políticamente militante.

El 8 de febrero fue conquistada Málaga por los insurgentes y el escritor Arthur Koestler, que fue testigo, le contaría a Picasso las escenas de mujeres y niños que intentaban huir por la carretera de la costa y eran ametrallados desde el aire, escenas que quizá le servirían luego para plasmar a las mujeres con niños muertos en los brazos de 'Guernica'

El 27 de abril la aviación alemana, al servicio del ejército franquista y a modo de ensayo para posteriores acciones, bombardea y reduce a cenizas Guernica, un pequeño pueblo vasco donde se conservaba un famoso árbol histórico referente del nacionalismo y, en general, de las tradiciones vascas. Se trataba del primer ataque masivo contra una población civil y el mundo quedaba conmovido.
La ciudad de Guernica no era un objetivo militar y se encontraba mayoritariamente poblada por mujeres, niños y ancianos. Además era día de mercado y la gente se encontraba en la calle completamente desprevenida. La destrucción fue casi total.

Picasso, como todos los españoles, vivió con horror y rabia la tragedia. Durante unos días no volvió a trabajar.
El 1 de mayo, Día de los Trabajadores, reanuda la actividad centrado ahora en el tema de la tragedia de Guernica con una serie de bocetos a lápiz. Con fuerza incontenible y durante diez días, realiza 21 dibujos y pinturas que son estudios de composición y de figuras concretas.
El 11 de mayo traslada sus ideas al gran lienzo, pero al mismo tiempo continúa experimentando en un total de 25 nuevos bocetos las formas posibles de cada uno de los personajes.
A principios de junio la gran tela, de 349,3 x 776,6 cm., ejecutada en óleo está acabada.
Picasso ha dado a luz una de las pinturas más importantes y, probablemente, la de mayor significación política de todos los tiempos.

Picasso no pintó una escena bélica: sólo el nombre puede asociarse a un hecho de la guerra de España. No se ve un bombardeo, no hay armas convencionales ni soldados. Pero, sin embargo, su potencia dramática es innegable. Es un grito de horror y pasión.
En 1947, Picasso declaró: 'Este toro es un toro y este caballo es un caballo. Por supuesto, son símbolos. Pero no es asunto del pintor crear los símbolos; para crear símbolos mejor sería escribir un montón de palabras en lugar de pintarlos. El público que contemple el cuadro debe ver en el caballo y en el toro símbolos que deberán interpretar tal y como los entiendan.' 
Tras varios traslados para su exposición en diversos países, en septiembre de 1938 'Guernica' fue enviado, junto con muchos de sus dibujos preparatorios, al National Joint Commitee for Spanish Relief (Comité de Ayuda a los Refugiados Españoles), con sede en Londres, con el objetivo de recaudar fondos. Posteriormente, Picasso decidió enviar el cuadro y sus bocetos preparatorios a Nueva York. La travesía se realizó en el buque francés Normandie, en el que también viajaba el presidente del gobierno republicano en el exilio, Juan Negrín, y finalizó el 1 de mayo de 1939.
A finales del mismo año 'Guernica' fue expuesto en Nueva York, en el MoMA (Museum of Modern Art), que acababa de ser inaugurado. De ser un símbolo de la Guerra Civil española pasó a ser considerado pieza fundamental del arte del siglo XX.

Debido al estallido de la Segunda Guerra Mundial, Picasso decidió que el cuadro, junto al resto de las obras que integraban la retrospectiva del MoMA, quedaran bajo la custodia de este museo el tiempo que durara el conflicto bélico.
Desde 1964 hasta 1981 el cuadro no realizó ningún traslado y se rechazaron todas las peticiones de 'prestamos' para exposiciones ya que se empezaban a ver signos de deterioro debido a que sus grandes dimensiones obligaban a tener que enrollarlo.

En 1981 tras largas conversaciones no exentas de polémica, 'Gernica' regresa a España, como era la voluntad del genial pintor.
El 14 de febrero de 1970, Picasso se dirigió por escrito al museo neoyorquino, eliminando la conocida cláusula que condicionaba el regreso del lienzo a la restauración de la República, y sustituyéndola por otra que decía textualmente: 'Cuando en España se restablezcan las libertades públicas', añadiendo asimismo que 'Ustedes comprenden que mi deseo ha sido siempre ver que esta obra y las piezas que la acompañan vuelvan al pueblo español'.
'Gernica' está expuesto en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía y no ha vuelto ha ser cedido.



4 comentarios :

  1. Toda una creatividad! y como bien dices hasta el final, a los 91 años, es de admirar mi niña, miles de abrazos, TQM

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado leer la historia del Guernica, no la conocía completa, y sobre todo lo de la carta al museo para que volviera a España cuando las libertades publicas.... Bueno, yo he tenido la oportunidad de verlo muchas veces, en el Reina Sofía y en su anterior ubicación al lado del Retiro. Gracias por la información, y un saludo

    ResponderEliminar
  3. Gracias por compartir,abrazo TQM beso

    ResponderEliminar
  4. Es un grito de horror y de pasión...

    ResponderEliminar